Las CEOs mujeres son pagadas competitivamente, pero son superadas en gran medida

Las pocas mujeres que son CEOs de las compañías más grandes de los Estados Unidos generalmente ganan más dinero que sus homólogos masculinos, pero no están cerca de la cima de la tabla de posisiones para las remuneraciones.


En la escala de sueldos ¨promedio¨ para las mujeres CEO en el año fiscal 2018 fue de $ 12.7 millones, en comparación con $ 11.2 millones para los hombres, según los datos analizados por Equilar para The Associated Press. Eso refleja un aumento de $ 680,000 para el mismo grupo de mujeres CEO de un año antes, en comparación con un aumento de $ 540,000 para los hombres. ¨Promedio¨ significa que la mitad eran más grandes y la mitad más pequeños.


Aún así, de las 340 empresas incluidas en el análisis, solo 19 eran dirigidas por mujeres. Además, no hay una sola mujer en la lista general de los 20 CEOs mejor pagados. El que más gana allí, el CEO de Discovery, David Zaslav, tiene un paquete de pago con un valor casi seis veces mayor que el de la CEO más altamente remunerada: Mary Barra de General Motors. Ella ocupa el puesto 30 en la lista general.



La lista tope de CEOs femeninas con un paquete de pago valorado en casi $ 21.9 millones, no ha tenido cambios respecto al año anterior. La directora general de Lockheed Martin, Marillyn Hewson, quedó en segundo lugar con una compensación valorada en $ 21.5 millones, un 7% más que el año anterior. Y el CEO de General Dynamics, Phebe Novakovic, completó los tres primeros puestos con un paquete de compensación de $ 20.7 millones.


El estudio de compensación del CEO de AP, realizado por Equilar, incluye datos de pago de 340 ejecutivos de las compañías S&P 500 que han servido al menos dos años fiscales consecutivos completos en sus respectivas compañías y presentaron declaraciones de poder durante el período tradicional del 1 de enero al 30 de abril.


Mientras que las mujeres ingresan a las compañías estadounidenses aproximadamente al mismo ritmo que los hombres, los expertos dicen que sus filas se vuelven más delgadas en cada escalón de la escala corporativa. Hay varias razones para esto, que incluyen sesgo inconsciente, falta de tutoría, personas que contratan a su propia imagen y más. Esto deja a pocas mujeres en la tubería para tomar el asiento superior cuando llegue el momento


Catalyst, una organización sin fines de lucro que se centra en las mujeres en los negocios, dijo que solo tres veces en la historia una mujer ha sucedido a otra mujer como directora ejecutiva en una empresa que cotiza en bolsa.


"La rareza de estas mujeres, son tan excepcionales", dijo Alison Cook, profesora de administración en la Universidad del Estado de Utah que investiga el género y la diversidad en el lugar de trabajo. "No es que algunos de estos hombres no sean excepcionales también ... pero estas mujeres tienen que ser tan increíbles para haber llegado tan lejos".


Comparando el salario de los hombres con el de las mujeres como grupo es un poco injusto, estadísticamente hablando. El tamaño de la muestra es mucho menor para las mujeres, por lo que cualquier cambio entre ese grupo tiene un impacto desmedido.


Lorraine Hariton, directora ejecutiva de Catalyst, dijo que, si bien las cifras parecen desalentadoras año con año, a largo plazo se están logrando avances.


Las mujeres se están volviendo cada vez más frecuentes en los roles de CEO y la paga se está volviendo cada vez más proporcional. Por ejemplo, la lista recientemente lanzada de compañías de Fortune 500 incluye más mujeres que nunca, 33, pero en gran parte debido a citas hechas en los últimos 12 meses, según la revista Fortune. Y las mujeres también se están volviendo cada vez más comunes en los consejos de administración de las empresas, lo que ayuda a que más mujeres ocupen el liderazgo ejecutivo.



"Es una tendencia gradual en la dirección correcta pero mucho más lenta de lo que nos gustaría ver", dijo Hariton.


Hariton y Cook también están de acuerdo en que el reciente movimiento #metoo ha ayudado a crear conciencia sobre el tema y ha llevado a más hombres a la conversación, en algunos casos alentando a las empresas a mirar más de cerca y abordar sus propias prácticas.


Además, Hariton dijo que la investigación muestra que los consumidores esperan cada vez más que las compañías y los directores ejecutivos actúen en temas ambientales y sociales, incluida la diversidad.


"Las empresas deben abordar esto no solo porque es lo correcto sino para seguir siendo competitivas", dijo Hariton. "Los consumidores lo están demandando".



Artículo publicado por: AP NEWS

Autor: Bruce SARAH SKIDMORE SEL

Traducido por: Women for Women Ecuador

Link del artículo original: https://bit.ly/30JyLhX

Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square