Más mujeres en el liderazgo: ¿cómo?, ¿por qué? y ¿cuándo?


¿Por qué ha tardado tanto en diversificarse el liderazgo en los altos ejecutivos?

¿Por qué es un momento oportuno para hacer un cambio en el mundo de los negocios?


Recientemente, la presidenta y directora ejecutiva de Catalyst, Lorraine Hariton, se sentó con la podcasterde "Mujeres en Liderazgo" Angie Mezzetti en Dublín para discutir estas preguntas y más. A continuación, se muestra un extracto.



Angie Mezzetti: ¿Puede hablarnos de su nuevo papel con Catalyst?


Lorraine Hariton:Claro. Soy la CEO de Catalyst. Y nuestro enfoque ha sido hacer que los lugares de trabajo funcionen para las mujeres. Creo que este es un momento realmente extraordinario porque se ha establecido una conciencia debido al movimiento #MeToo.


Pero también, están empezando a entender que, para ser competitivos, para ser innovadores, para atraer al mejor talento, tiene que haber una cultura inclusiva establecida, para que todos puedan alcanzar todo su potencial. Creo que he tenido la suerte de asumir este papel en Catalyst en un momento de cambio real.


Todas las investigaciones han demostrado que los equipos diversos e inclusivos son más innovadores y que las empresas que tienen culturas más inclusivas son más competitivas. Este tipo de empresas obtienen mejores resultados y atraen talento. Además, las partes interesadas, ya sean inversionistas, empleados o consumidores, están buscando esto. Y es parte de la marca de la compañía.


¿Qué impide que las mujeres progresen en las empresas?

A pesar de todos los cambios que ocurren, todavía estamos tratando con una cultura que se desarrolló en la Revolución Industrial, que todavía le da privilegio al hombre. Por lo tanto, tenemos un montón de sesgos inconscientes, todo el mundo está sesgado de diferentes maneras, pero las personas no siempre reconocen esos prejuicios.


Tenemos estereotipos. Por ejemplo, la gente piensa que las mujeres deben cuidar y los hombres tomar el mando. Su visión de lo que es una mujer, o lo que es un líder, es realmente un estereotipo masculino.


Y estos sesgos inconscientes se suman en el sistema de promoción. La gente tiende a promover a personas que son como ellas. Por lo tanto, tenemos que ser muy conscientes en cómo abordamos esto y entender que debe existir un cambio cultural. No se trata sólo de cambiar a las mujeres, se trata de cambiar toda una cultura. Quiero liderar a las corporaciones para que realmente sean líderes detrás de esto porque tenemos una gran alianza en Catalyst para que eso suceda.


¿Puedes contarme un poco sobre tu propia carrera? ¿Te especializaste en matemáticas, verdad? Lorraine Hariton en 1982 en un picnic de la compañia IBM

Así es. Y cuando era niña, me diagnosticaron dislexia. Soy muy buena en la organización y en el pensamiento matemático, pero no tan buena leyendo. Y mi madre, que se convirtió en psicóloga después de volver a la escuela en los años 60, me diagnóstico y me ayudó con eso. Pero cuando estaba en la universidad, estaba tomando cálculo. Mi profesor de matemáticas me dijo que debería mirar las computadoras. Así que hice un estudio independiente. Aprendí a programar y decidí que me encantaba. Y me transfirieron a Stanford. Obtuve un título en matemáticas, ciencias de la computación, estadísticas e investigación de operaciones, lo que me permitió obtener mi primer trabajo en el departamento de investigación de operaciones en American Airlines. Y entonces decidí que quería algo más de networking centrado en las personas. Y fui a trabajar para IBM, que era el lugar para estar en esos días.


Me fui de allí en 1993 y trabajé para un par de empresas medianas como alta ejecutiva. Luego me convertí en una empresaria en la época de la burbuja de internet y dirigí dos empresas tecnológicas y recaudé alrededor de $50 millones en capital de riesgo.

Me involucré con Hillary Clinton y su campaña en 2006 para convertirse en presidenta de los Estados Unidos. Me convertí en una gran recaudadora de fondos para ella. Y fui a trabajar para ella en el Departamento de Estado como representante especial para asuntos comerciales.


¿Cómo involucramos a los hombres más jóvenes?

Michael Dell está en nuestra junta. Michael ha sido un verdadero defensor del programa MARC (Hombres que abogan por el cambio real). Y es un gran modelo a seguir. Cuando el liderazgo superior hace de esto una prioridad, entonces pasa a través de toda la organización.

Y en Silicon Valley, en particular, hay excelentes modelos a seguir, como Marc Benioff en Salesforce. De hecho, implementó el capital social salarial en toda la empresa. En Uber, tienen un nuevo CEO que va a venir en la junta de Catalyst, acaba de ser elegido. Y realmente está tratando de cambiar la cultura allí.


Los requisitos laborales en el futuro tienen que ser más habilidades del siglo XXI en el área STEM, incluyendo cosas como creatividad, colaboración, comunicación, pensamiento crítico. Estas son cosas que están más allá de si eres un gran codificador de Python. Si no puedes ser ágil, comunicarte, evolucionar, no vas a tener un trabajo dentro de 20 años.


¿Necesitamos empezar mucho más antes a incentivar a las mujeres más jóvenes para que se involucren en temas relacionados con STEM?

Creo que definitivamente sí. Si viste la película Hidden Figures, o el Enigma, había muchas mujeres en el procesamiento de datos. Pero a principios de los 90, se hundió por un precipicio. Eso tuvo que ver con el hecho de que la computadora entró en la casa, entró en el cuarto de los chicos, y empezaron a hacer juegos. Y entonces las chicas decidieron que eso no era una cosa que las chicas hacen. Y hemos estado luchando contra ese problema cultural durante mas o menos los últimos 30 años.


Por lo tanto, creo que tenemos que ir a las escuelas y educar a las niñas alrededor de eso. Necesitamos estar asociados con corporaciones que puedan liderar el camino porque las personas en el sistema educativo no están capacitadas en estas cosas. Las cosas se están moviendo tan rápido, los sistemas educativos no pueden seguir el ritmo.


Y tenemos que reeducar a las personas, incluso dentro de las corporaciones. AT&T tiene un programa de reeducación en el cual están reentrenando al 50% de la fuerza laboral de 200,000 personas en estas habilidades. El mundo está cambiando tan rápido que los puestos de trabajo de los que hablamos hoy no son los trabajos del mañana.


¿Cuáles serían sus tres mejores consejos para otras mujeres que están pensando en entrar en roles de liderazgo?

  1. Ir a las organizaciones donde hay una cultura inclusiva, donde hay modelos a seguir, donde puedan obtener patrocinio, apoyo y administrar proactivamente su carrera.

  2. Puedes hacerlo todo, pero no todo al mismo tiempo.

  3. Concentrarse en sus verdaderas habilidades. Entender que son realmente buenas y en que pueden traer a la mesa. Al entrar en Catalyst, realmente me enfoqué en ver si podía tener un impacto real en términos de traer nuevos partidarios y traer algunos regalos importantes. Puedo hacer un impacto en eso, porque esa es mi fortaleza.



Artículo publicado por:Catalyst

Traducido por:Women for Women Ecuador

Link del artículo original: https://bit.ly/2x6m5nJ

Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square